domingo, 3 de abril de 2011

Por favor, no me despiertes


-Ahora está soñando. ¿Con quién sueña? ¿Lo sabes?

-Nadie lo sabe.

-Sueña contigo. Y si dejara de soñar, ¿qué sería de ti?

-No lo sé.

-Desaparecerías. Eres una figura de su sueño. Si se despertara ese Rey te apagarías como una vela.

Lewis Carroll


Imagen, B. Berenika

4 comentarios:

Curiyú dijo...

Lewis Carroll está lleno de esos mundos que no queremos que se difuminen, y sin embargo, sabemos que se van a evaporar...tanta fragilidad...

Say dijo...

Curiyú,
cuántas veces hemos cruzado el espejo, traspasado los muros..y al despertar, hemos llegado al pais de la perdición...pero nos gusta ser ilógicos y exploradores de sueños...

vera eikon dijo...

Cuando amamos a alguien en cierto modo lo soñamos. Cuando dejamos de amarlo en cierto modo ese que es en el sueño comienza a morir(quizás aquel que lo soñaba también..)

Besos Say

Say dijo...

vera,
...dejamos de amar, dejamos de recordar...perdemos el sueño...es así como lo has dicho.

Un beso