lunes, 7 de marzo de 2011

Esperando en la isla

Gris o blanco, parecido a la nieve. Quizá quiero pintar las sombras. Como cuando hablamos en voz baja. Y algo flota alrededor nuestro. Luego tan pronto como miro que llueve, salgo aunque termine en el peor viento huracanado. No eres una compañera constante a mi lado. Dices que quizás lo nuestro es un amor que no se podrá realizar. Y eso sonó como las historias japonesas de mujeres locas que esperan toda la vida. podría imaginarme vieja y esperando en la isla del delta a que vuelvas. Pero nunca vuelves. y la vida termina así. Pero no se puede estar aquí y convertirse en lágrimas. El deseo del amor es más que yo. Así que siento que va por su cuenta. Y aunque esté dando vueltas circulares como una posesa, siempre la inercia me llevará hacia más amor. ¿vendrás…? hay un montón de sentimiento que espera y se dará, se dará. Todos los días estás dentro. Y noto la vida. me lacera y me vive…tengo un cielo crepuscular que me avisa de algún final…pero me atrevo con todo. Porque siempre pienso que me quedarán fuerzas para comenzar de nuevo…


Imagen, no sé el autor, me la envió mi amiga Bea

8 comentarios:

vera eikon dijo...

Say,
Lo que escribes siempre lo percibo como algo muy personal y en realidad no te conozco tanto como para saber si hablas de tu realidad o estás vistiéndote otra piel. En este último caso te encaja a la perfección. Los amores que esperan siempre resultan intensamente poéticos. Y durante mucho tiempo quizás ésta también fue mi manera de concebir el amor... No sé por qué el tono de este texto trajo a mi mente la presencia de Seda de Alessandro Barico. Bonita entrada. Me llega
Besos

Say dijo...

vera,
en lo que escribo está la pura necesidad...

Los amores que esperan es porque están vivos... Un día llega que se acaban...y se despierta al amor de otra persona. El corazón nos guía.

Con todo el éxito que tuvo, aún no he leído el libro Seda de Barico. Creo que lo voy a leer, me has despertado la curiosidad. Lo buscaré en las bibliotecas de por aquí.

Un beso

Maia dijo...

Duele. Lo que más duele es esa pregunta abierta "¿vendrás?". Casi que puedo imaginarte preguntándole. Si esa mujer que sueñas también te sueña, mi deseo es que en breve sueñen juntas; que te dibuje un corazoncito del lado de afuera de la ventana de tu cuarto, un instante antes de tocarte el timbre, y que en ese corazón diga "Let´s Say Yes", como el del tren que subiste el otro día. (Intento evitarlo pero en el fondo soy una romántica).
Un beso y un abrazo,

vera eikon dijo...

Tanto Seda como Novecientos son dos encantadoras y poéticas novelas cortas (para mí lo mejor de este autor). La leí hace bastantes años pero creo que Seda hablaba de dos clases de amores. El amor idelalizado en contraposición al amor incondicional y devoto. Si la lees ya me contarás...

Say dijo...

Maia,
leo una y otra vez tus palabras...y sueño que todo ocurrirá así, como lo has descrito...qué belleza.

Si la mujer que amo me sueña como yo la sueño a ella, todas las barreras caerían.

Un mujer romántica trae con ella ternura, intensidad, pasión, emociones...tantas cosas hermosas!.

No dejes nunca de ser romántica!!

Un beso!!

Say dijo...

vera,
como decía Alejandra Pizarnik en su diario de las novelas policiales: “Hojeando las novelas policiales se me ocurre preguntar cómo es posible escribir tanto sin decir “dolor”, “vida”, o “angustia”. Aborrezco esa estúpida deshumanización. Ese actuar sin raíz. Ese horroroso desprendimiento de lo más vital e importante.”

Pues yo digo lo mismo cómo es posible leer un libro sin que nos hable de amor, de dolor, de emociones y fragilidades, de vida... Por eso seguro que me gustarán los libros que me has dicho de Baricco. Si los consigo ya te contaré.

Un beso

fiorella dijo...

Me llega todo lo escrito pero me quedo,hoy, con estas líneas:..."Pero nunca vuelves. y la vida termina así. Pero no se puede estar aquí y convertirse en lágrimas. El deseo del amor es más que yo. Así que siento que va por su cuenta. Y aunque esté dando vueltas circulares como una posesa, siempre la inercia me llevará hacia más amor. ¿vendrás…? hay un montón de sentimiento que espera y se dará, se dará. Todos los días estás dentro. Y noto la vida. me lacera y me vive…
Lo mismo que Maia, el mismo deseo.Un beso

Say dijo...

fiorella,
el amor, el amor y el amor...y ella ¿vendrá?.

Un beso:)