martes, 11 de marzo de 2014

Inmenso y rojo


Immense et rouge 
Au-dessus du Grand Palais 
Le soleil d'hiver apparaît 
Et disparaît 
Comme lui mon coeur va disparaître 
Et tout mon sang va s'en aller 
S'en aller à ta recherche 
Mon amour 
Ma beauté 
Et te trouver 
Là où tu es

Jacques Prévert

50 comentarios:

Ico dijo...

Precioso .. me ha dado ganas de volver a escucharlo.. un saludo

Anónimo dijo...

Merci Say, pour ce poeme de Prévert. C'est ce livre que je vous ai donné à lire, et je vous remercie pour cette immense et rouge détail, est tel que comme des petits cailloux de Georgia O'Keeffe à suivre pour rêver. La météo se déroule en joli tableau pour la semaine…il y a une…tendresse dans le trait qui est très belle. Bisous!! Et vous voir bientôt!

Say dijo...

oui, nicole, j’aime la force de ce poème, me rappelle le sentiment de l'amour pour une personne spéciale, je dis dans la photo aussi, le voyager sur le globe qui ornait la magnifique passerelle de métal rouge...est une force de transformer la réalité qui a des ailes,

lire de la poésie un geste de désespoir et d’espoir en même temps, que nous partageons au-delà d’un mur de la douleur qui en amplifie la distance...

Prévert, a tendresse et d'humour, il est beau!

bisous!

Say dijo...

Ico,
creo que por parecido fonético lo confundes con el cantante Jacques Brel,

aunque no sé, quizás Brel ha cantado alguna vez a Prévert,

algunos de los poemas de Jacques Prévert sí que han sido interpretados por ejemplo por Yves Montand, Juliette Gréco, Édith Piaf...

un saludo!

moderato_Dos_josef dijo...

Jacques Prévert.
Je ne sais pas
Je suis un inculte, craignant!
En plus j'ai oublié presque tout le français...
je suis désolé.

Unos versos realmente preciosos. Tuve que traducirlos, en parte.
Como digo cada día olvido más el francés y es una pena...

Un abrazo.

Say dijo...

Inmenso y rojo

Inmenso y rojo
Por el Grand Palais
El sol de invierno aparece
Y desaparece
Así también mi corazón desaparecerá
Y toda mi sangre irá
Irá a buscarte
Amor mío
Mi vida
Y te hallará
Donde estés.

josef, siempre me gusta poner los textos y poemas traducidos, siempre,

pero a veces algo pequeño, por impulso, por mensaje y cariño, lo dejo tal como resuena en mi cabeza en su idioma original,

ah,mais votre français sonne très bien, très bien!

un abrazo,

PÁJARO DE CHINA dijo...


say, sos tan perseverante en la hermosura. y en las madrugadas siempre estás cerca, adentro. tu casa es, en este silencio del sur, un sol de invierno. un abrazo hecho de perseverancia. mariel.

Say dijo...

es este silencio del sur...mi corazón desplegado en el cielo, dulce razón, aunque sea un accidente oscuro mi pensamiento anormal, pero siento que estás como una de las personas que puede entender todo, estamos desnudas debajo de nuestra piel, y cada día que pasa no se borran los encuentros sino que son las enormes brasas que estallan alrededor de la tierra.

lo ya sentido no termina, se forma para el resto de la vida. la escritura, la subversión, el amor, el recuerdo de tu forma de ser están tan irrevocablemente entrelazadas,

gracias mariel, no te olvido, estás cerca siempre siempre, un abrazo inmenso

çç dijo...

hola say, el sol de invierno aún recién cede el lapso al sol aciago. Dante al final de un canto en el paraíso …[ma non eran da ciò le proprie penne:
se non che la mia mente fu percossa
da un fulgore in che sua voglia venne. 141

A l’alta fantasia qui mancò possa;
ma già volgeva il mio disio e ‘l velle,
sì come rota ch’igualmente è mossa,

l’amor che move il sole e l’altre stelle..]

...el mundo se detiene y sólo en una gota. un fuerte abrazo say!

Say dijo...

“Io non piangëa, sì dentro impetrai: piangevan elli; (Me hizo llorar, sí, por dentro lloraba.)

...recién salida de los campos imaginados....mi miedo, el camino por recorrer, la mirada sin fin, las estaciones más hermosas, la mirada impresionante, la paz completa, agua verde, amarillo, luz naranja mirando alrededor, o como eso que Dante trata de describir en el último capítulo del Paraíso, cuando los tres círculos de luz se mueven sin cesar. los tres "Círculos Trinitarios" "de una misma medida y tres colores", (verde, azul y rojo)...

çç, os echo mucho de menos. pienso en vosotros cada día.

no sabes cómo me encanta que hayas traído a Dante. su escritura escrita en “la lengua de los pájaros”, un mundo inaccesible se abre a nuestra dicha, un mundo de imágenes, de sueños, de pensamientos e, incluso, el mundo abstracto que está más allá de las palabras...

“Men che dramma / di sangue m’ è rimaso che non tremi: / conosco i segni dell’ antica fiamma.”

("Cada gota de sangre me ha temblado: / conozco el fuego de la antigua llama")

el mundo se detiene y sólo en una gota...eso tan pequeño es como un religión para mí,

un beso çç,

puse en la nieve mi blusa y vi formas en las nubes, el sol de invierno en el cielo dispara mi supervivencia...

Carmela dijo...

Inmenso y rojo. Espero que un sol así te esté cubriendo donde estés. Se te echa de menos, Say.
Un beso.

Say dijo...

gracias, Carmela,

sí, siempre encuentro hermosura en un sol así, en un sol de invierno, me encanta este lugar que siempre puedo volver, esta casa dorada, en la que os recuerdo siempre.

un beso grande

Adriana Alba dijo...

Se extrañan tus aportes tan inspiradores.
Cariños Say.

Say dijo...

muchas gracias Adriana Alba por tus palabras,

vosotros sí que sois inspiradores para mí, porque he conocido a gente maravillosa en todo este tiempo y descubierto cosas brillantes y personas afines a las que me siento unida...

cariños para ti también Adriana y un abrazo.

Carmela dijo...

Hoy sentí las ganas de asomarme para dejarte un abrazo, inmenso y rojo.
Espero que estés bien, Say..

Say dijo...

muchas gracias Carmela, por tu abrazo, inmenso y rojo,

me encanta encontrar las huellas brillantes de mis influencias afines y de personas queridas, me encanta todo lo que perdura en el tiempo, hablar como si sólo hubiese pasado un día...estoy bien, Carmela, algunas cosas importantes que sucedieron y he estado tratando de encontrar las palabras para escribir acerca de todas ellas, pero a veces la poesía es un sepulcro de hielo o nos devora enloqueciéndonos...


un abrazo, Carmela, inmenso también para ti,

seguiré gozando desde tus fotografías del mar invernal de grises y de la sinfonía litoral infinita...

Polar dijo...

Sólo quería decirte que he recorrido desde el principio tu blog. Es una hermosura. Lo descubrí buscando unas palabras de Sylvia Plath de su diario. Y desde entonces. Tu blog es una planta salvaje dentro de los bosques, la mirada es deliberadamente natural, con énfasis en las plantas indígenas tales como los lirios de pantano de la McCullers...Me gusta tu principal concepto, la naturaleza, verde, azul, rojo, la amabilidad, almas dañadas, la soledad. Incluso cuando estás triste o enojada mantienes una especie dentro de animalidad y dulzura. De lo que debería ser verdadero y simple en el mundo. Casa dorada para pájaros donde la hermosa vista constituye las ambiguëdades, la fragilidad, la ternura, el debatirse entre...

Un saludo y gracias por todos los hermosísimos comentarios de tus amigos.

Say dijo...

gracias a ti, Polar, por tus palabras, Sylvia Plath me encanta, como los lirios del pantano de Carson McCullers son brillantes y deslumbradoras,

yo también doy las gracias por todo lo bueno que tengo y he aprendido de los comentarios de mis amigos, lo que más aprecio en este sitio, en todo este tiempo he conocido a gente maravillosa y he descubierto grandes afinidades y que no estoy sola en esta cosa rara del corazón y la incertidumbre,

un saludo y de nuevo te agradezco por tan hermosa aportación

Carmela dijo...

El sol de invierno aparec....
Siempre aparece tras el faro.


No se bien por qué me acordé especialmente de ti cuando leí este libro. Quizás el dibujo de la portada, el título, o especialmente su contenido, si creo que fue la historia del libro. Pero fuera por lo que fuera, mientras lo leía pensé tengo que contarle a Say de este libro, de su historia, de su belleza especial. Seguro que lo conoce.
Espero que no te moleste mi atrevimiento al escribirte y contarte, pero me vino tan fuerte tu presencia al leerlo que no he podido dejar de hacerlo.

No buscaba este libro, buscaba otro, también de Jeanette Winterson, pero en esa búsqueda apareció este título que me atrajo como la luz del faro atrae a los barcos perdidos en la oscura noche: La niña del Faro, y una portada especial, un hermoso y misterioso caballito de mar.
Un libro que me atrapó desde sus primeras lineas, como ninguno lo había hecho hasta ahora y que me hacia imposible dejar de leerlo y a la vez no quería terminarlo. Quizás también el momento en que lo leo, (unos días de compas terrible de espera para escuchar un terrible pronóstico que nos tememos y aunque sabemos casi seguro su desenlace no queremos oír de alguien muy muy cercano a mi) lo haga mas especial, aunque creo que en cualquier otro momento hubiera sido lo mismo.
Un libro, una historia que nos gustaría que alguien muy querido nos contará, una historia que nos gustaría contar, una narrativa tipo tela de araña, sin principio, sin final, una maraña de pensamientos, de sentimientos, que Winterson como un faro en nuestra noche, nos cuenta a su manera.
Un mensaje que en realidad no es lo importante sino como lo cuenta, un decirnos que vivamos el tiempo hoy, no antes ni después, el momento, el amor, la base de todo, la historia, nuestra historia, cualquier historia.
"Jamás debes dudar de la persona a la que amas.
Pero puede que no te diga la verdad
No importa. Dile tú la verdad.
¿Que quieres decir?
No puedes ser la honradez de otra persona, pequeña, pero si puedes ser tu propia honradez.
Entonces ¿ que debería de decir?
¿Cuando?
Cuando ame a alguien.
Deberías decirlo."

Un libro, un momento, una historia, un tiempo sin tiempo.

Un beso, Say.

Say dijo...

querida Carmela,

te agradezco infinito tu hermoso acto, que escribas y quieras contarme tan dulcemente como lo has hecho,

Jeanette Winterson, si supieras lo importante que es para mí, hace 20 años compré uno de sus primeros libros, "Oranges are not the only fruit", “Fruta Prohibida”, en la edición traducida de Edhasa...en aquellas voraces y desesperadas búsquedas como lectora encontré a esta maravillosa escritora...he leído todos, todos sus libros, La niña del faro es una preciosidad, y todo lo que has expresado es un reflejo de lo que sentí yo...

hace un tiempo puse una entrada sobre la niña del faro,

http://casadoradasay.blogspot.com.es/2011/08/la-nina-del-faro.html

espero que el pronóstico de ese alguien tan cercano a ti no sea eso que ya estáis esperando, la enfermedad la he vivido, a la muerte no le tengo miedo, es la enfermedad de los seres queridos a lo que no podemos adaptarnos, hasta que la mente, a veces, a través de años, se asienta en su enfermedad al borde de un huerto derramando flores en brillante luz...

sólo nos queda amar con toda la honradez vulnerable y herida y puede que llena de terror por el miedo a perderlo todo, pero como le dice Pew a la pequeña, hay que decirlo, decirlo todo, decirlo siempre...

gracias por tu hermoso mensaje, por tu hermosa carta

un beso, un beso muy fuerte

PÁJARO DE CHINA dijo...


say, ¿dónde estás? ¿estás bien? (todo lo bien que se puede estar en este mundo). te extraño. te abrazo. mariel

Say dijo...

querida mariel,
estoy. de algún modo. (del modo al que a duras penas se puede estar en este mundo) me debo cortar y coser y arreglar. pero intento resistir, y sigo buscando cosas que me mantengan a salvo.

gracias por volver, mariel, y por regalarnos “el palista chino”. a mí, que me es muy difícil encontrar extremos en los que refugiarme me haces bien y cada vez que entro a tu blog siento una conexión y una paz inmensa. es como sentar con la cabeza en el regazo de alguien y hablar de sus cuerpos preferidos de agua. como cuando vamos en la parte de atrás de un coche toda la noche entre las mantas, mientras que la niebla y la lluvia limpiaron todo...hay personas en este mundo que yo quiero amar y me he encontrado con ellas... eres una de las escritoras más maravillosas que he tenido la fortuna de encontrar, y a la que amo,

P.D. tus ensayos sobre cine en Shangrila Textos Aparte - http://textosred.blogspot.com.es/ , me encantan tanto, llevo varias relecturas...

Carmela dijo...

Hola Say, hoy me asomé a tu bella casa, por ver si había nuevas tuyas, y he visto el reciente comentario de Pájaro de China y tú respuesta.
Tú, estoy, de algún modo...... me ha traído a la memoria un poema de un libro que he leído recientemente, Cartas de sal de Marta Gómez Garrido, que me ha encantado. Este poema se llama "En algún lugar" y que me permito copiarlo:

A veces creo que me he perdido,
que me he extraviado en algún lugar
entre tu ego y tu mirada,
en un olor pardo cuyos contornos me aterran.

Me miras destilando pena y me hallo de nuevo.
Vuelvo al mundo desnuda de tus manos,
liberada de tus miedos que ahogaban mis sueños.

En blanco.
Y entonces, creo ser aquel beso robado
que te sembró en mis anhelos.
Aquellas caricias que rasgaron con un espasmo mis miedos.
pero también aquella cadencia que escapó de tus ojos
con la forma de una lágrima esquiva.

No,
no la seques.
No borres el último te quiero,
hasta que se evapore
sobre el recuerdo de tu piel marchita.

No rías ahora,
¿acaso crees que siento tu ausencia
en las horas que enjugaste?

No, es el reflejo de mis yemas
el que atraviesa el espejo.
De mi propia mano recorro el camino.
Tú sólo eres la excusa de mis letras,
la tinta de mis labios...

A VECES CREO QUE ME HE ENCONTRADO,
QUE ME HE HALLADO EN ALGÚN LUGAR
ENTRE MIS SUEÑOS Y MI MIRADA,
EN UN OLOR A TÉ Y JAZMÍN CUYOS CONTORNOS ME EMBRIAGAN


Un poema que me caló muy hondo porque me mostraba una parte de mi vida, pero el traertelo aquí, es por su final, ese final que me recito de vez en cuando para no olvidarlo.

Te dejo un gran abrazo y un beso.

Say dijo...

gracias Carmela por pasarte por aquí, por dejarme siempre con tus palabras, tanto cariño y delicadeza,

gracias también por el poema. me gusta mucho que sea en un poema donde encuentres las definiciones de la vida, de tu vida. como en éste que me comentas. los poemas siempren tienen que hablar con valentía. por ciertas poetas, la poesía nos hace seguir adelante, en el glaciar, cuando queremos alejarnos o terminar definitivamente...

un fuerte abrazo y un beso también para ti Carmela,

Anónimo dijo...

Hola Say, sólo quería saludarte, sigo visitando tu blog porque me inspira y me emociona. Se te extraña mucho. Te mando un saludo y un abrazo. Espero que estés bien.

Carmela dijo...

Querida Say, siento leer tu respuesta. Creo que poco puede decirse a tu dolor pero si te sirve de algo saberlo te acompaño en él, te ofrezco mis manos para agarrar las tuyas y que sientas compañía en estos momentos. Si pudiera te serviría un té caliente y te leería algo, un poema, un texto, un fragmento que te hiciera volar un rato y coger nuevas fuerzas.
Un abrazo enorme.

Say dijo...

gracias Carmela, agradezco tu cariño, tus manos ofrecidas, el té caliente y la lectura de un poema, agradezco estos momentos suspendidos de la existencia de ahora. tus palabras como las de anon me ayudan. aún estoy en el camino, intento ampararme del miedo nombrando escribiendo una realidad que ocurre para deshacer lo está aquí dentro y no quiere salir, y lo intento y aún no puedo,

gracias de nuevo. un abrazo enorme

Carmela dijo...

Otro abrazo, Say.

Carmela dijo...

Hoy visitando uno de los Blog de Marcela, leí un fragmento de una entrada tuya y otra de Pájaro de china, referente a la empatía y el dolor, (http://partisana-edith.blogspot.com.es/2016/02/de-la-empatia-y-compasion.html) y , bueno, quise venir a dejarte un abrazo grande.

Say dijo...

Carmela muchas gracias por acercarme este enlace de una querida amiga común. me produce una enorme emoción, una conexión de ternura y agradecimiento hacia ella. y hacia ti. este viaje que vivo, sin saber ella nada aún...

es como si el cosmos en su múltiples capas lanzara señales y nos uniera a ciertas personas...

es una cosa bellísima...unirnos a pájaro de china y a mí.

para mí, pájaro de china, es un ancla en la existencia, trae intensidad de los aspectos olvidados de la vida desde otros horizontes...si hay algún consuelo a lo largo de este camino de zarzas lo envía ella con su escritura y su inteligencia tan maravillosa...

las ousiders en esta sociedad no encajamos en ninguno de los cánones...

cada vez que la leo, en su blog, siento los bolsillos llenos de preparativos...

me gusta mucho que coincidamos en entender eso que está subterráneo...

un abrazo muy grande Carmela,

P.D. agradeciada de esta trigonometría, geometría celestial, álgebra intermedia...

Carmela dijo...

Me alegra muchísimo que te haya gustado saberlo, Say, mucho.
Sabes como e conocí yo a ti??, fue leyendo tus comentarios en casa de Marcela, al leerlos me llamó la atención y te visité.....y ahí .....

Un abrazo.

Say dijo...

y que suerte Carmela de habernos encontrado en estos sitios tan especiales como son los blogs. descubrirnos, compartir y vernos en la escritura, el arte, la creatividad, la poesía y los sentidos. cuánto nos ayuda este encuentro con personas afines. saber que existen. que están ahí. cuánto favor nos ha hecho la divina providencia: la casualidad...

un abrazo fuerte,

P.D y qué preciosidad tus fotografías, eres capaz de captar detalles maravillosos...

Bea dijo...

Say, tengo ganas de que vuelvas a retomar tu blog. Te echo de menos. Tus entradas me encantan y me inspiran mucho. Sé que estás pasando por un momento complicado pero es bueno tener esta vertiente poética, que tú siempre has dicho que necesitas para sobrevivir. Regresa pronto. Muchos besos y un abrazo muy fuerte. Ah, otra cosa, Say, ¿Has visto "Carol"? la peli de Todd Haynes. Cuando la vi me acordé todo el tiempo de ti. Otro beso. Bea

Say dijo...

es verdad, Bea, estoy en un momento complicado. no tengo miedo a la muerte. a la mía propia. pero me siento perdida ante la muerte de las personas que amo. ahora mismo estoy como en un impasse de vacío, de aniquilamiento, de tránsito...

pero lucho, me gustaría desterrar ciertos temas tabú. estas sociedades que se llaman desarrolladas, progresistas, democráticas, pero se niegan a pensar, analizar, avanzar y progresar en la reflexión sobre las enfermedades, la muerte, los curados paliativos, la compasión, la eutanasia activa...

claro que sí, bea, ya lo sabes, es cierto, necesito de esta vertiente poética cada día de mi vida, si no, no podría sobrevivir. la prueba es que aquí estoy, necesitando de mis blogs inolvidables, mis lecturas, mis búsquedas en el cine, en la escritura, el arte. es una mitigación, un bálsamo, un desahogo...

oh, sí, sí, fui a ver la película Carol. desde el primer día de su estreno, en pantalla grande. dos veces. e iré a verla una tercera vez. on-line no es lo mismo. es maravillosa. me encantó. sinceramente, no había reparado nunca en estas dos actrices, Cate Blanchett y Rooney Mara. no me llamaban especialmente la atención. pero creo han realizado un trabajo honesto, tan intensamente lleno de positivismo, tan sutil, silencioso, hermosísimo...

cuando leí el libro de Patricia Highsmith, Carol, en Anagrama, hace muchos tantos años, ya no recuerdo qué sensación me produjo. pero la película, sí me ha tocado. la adaptación de Phyllis Nagy creo que es suprema. el trabajo de Edward Lachman, director de fotografía, sublime, Todd Haynes tan inteligente...

Beatriz, ahora todos los fines de semana voy a Bcn, buscaremos un hueco para quedar. un beso inmenso. y gracias siempre

Carmela dijo...

¿Cómo estás, Say?
Te dejo, un beso.

Say dijo...

querida Carmela, gracias,

me siento pequeña ante la impotente gratitud creciendo en mi corazón...

la intuición, la inocencia nos ampara...

aunque a veces la torpeza, la adicción, el aturdimiento nos lleva por caminos autodestructivos...

ante lo que parece incomponible, incurable, sin aplacamiento...quiero pensar que hay algo, junto a la verdad de la vida, que vendrá despacio, muy suave, dulcemente...

he vivido, vivo. donde hay un abismo, una grieta, siempre hay una gran ternura que nos induce a seguir....

me ha encantado tu última entrada, caricias del alma, la siento así de modo total,

y junto a tu poema es hermosísimo...

http://mifular.blogspot.com.es/2016/04/caricias-del-alma.html#comment-form

gracias por esa belleza...

Carmela dijo...

Un abrazo, Say.
No es necesario que contestes, solo quise dejártelo.

Say dijo...

un abrazo, Carmela, también para ti.

gracias por estos abrazos tranquilos y largos,

por ese abrazo de belleza que es tu blog,

por tus hermosas fotografías, tus palabras necesarias, en forma de poemas.

me encantan tus planos detalle, cómo captas imágenes que hilan la vida, la fragilidad, la ternura y la supervivencia...

mariel dijo...


mi adorada say, ¿dónde estás? te extraño y te abrazo intensamente.

Say dijo...

cuánta alegría tus palabras mariel.

estoy aquí, sigo aquí. quiero seguir. leo, escribo, a pesar de sentirme en este limbo de dolor y desaparición.

cuido y acompaño a mi madre en la enfermedad. tengo miedo. más que nunca.

recuerdo cuando hablabas del hospital. de estas habitaciones blancas. me ayuda. a resistir.

en la escritura sólo soy capaz de leer lo auténtico. no aguanto la hipocresía, la necedad, el cuento.

no sé qué pasará, siempre ha sido así. parece que la autodestrucción será mi propia supervivencia. la forma de reconstruir, revivir dulcemente...

P.D. cuando voy a shangrila deseo encontrar uno de tus textos. pero en la maravillosa edición de los videos te veo a ti. y me hace feliz. y me encanta cuando encuentro en la banda sonora las canciones de patti smith, a la que desde hace tantos años escucho una y otra vez..

PÁJARO DE CHINA dijo...


no estás sola en el miedo, del máximo modo en el que, estando siempre absolutamente solos en el dolor, podemos estarlo un poquito menos. rozo los dedos de tus manos, entrelazo los míos a los tuyos. de los hospitales no se sale indemne, lo sé. "el pasaporte al reino de la enfermedad", decía susan sontag. sin embargo, es como si ese reino que nos parte al medio nos entregara una especie de todo. nada tan brutal, nada tan intenso. extraño tus miniaturas encantadas, tus pistas del tesoro, tu orfebrería. me siento a tu lado en el limbo, con tres perros que lamen tu corazón. son infatigables.

Say dijo...

puede que escuche la ruptura. como en el amor que sabes que ya termina. es la parte más sagrada. todas estas sobras. al igual que algunos viajes de la memoria y el sentimiento salvajamente impulsados juntos. toda mi vida viene y perfora la piel.

es así, tal como dices, mariel, del hospital, “el pasaporte al reino de la enfermedad” no se sale indemne, como bien supo nuestra querida susan sontag. y tú, mi querida mariel, que en tu poesía dejaste algo tan orgánico y real, como para hacernos sentir en un éxtasis de belleza y agradecimiento por la visibilidad...

Munch cuando hablaba acerca de su vida, de su arte: "Yo nací en extinción. La enfermedad, la locura y la muerte fueron los ángeles oscuros que estaban de guardia en mi cuna y me han seguido a lo largo de mi vida"

en ese limbo de abismo estoy. es una especie de cosa tan fuerte. yo nunca he tenido sabiduría. he tenido marginalidades violentas dentro de mí. ternuras gigantescas.

sólo encuentro consuelo en la escritura que no tiene reglas, límites, en esas sombras insondables. en la escritura que es verdadera...

y me dan pánico, ahí afuera, las personas normales, esas que a sí mismas se llaman "decentes", esa mayoría, esos millones aquí en españa...

vago por el hospital, mirando alrededor y los sueños, el tiempo deja de existir, mariel, cuando entro a shangrila. me encanta todo lo que escribes, reconozco tantas cosas...

P.D. mariel, también echo de menos tus poemas y textos en pájaro de china, pero en shangrila, afortunademanente, te encuentro. tendré el libro de tu ensayo maravilloso, sobre Magdalena [Montezuma] Trayectos (Minor) Libros, Shangrila...y sólo deseo tenerlo en mis manos...y leer y leer...

un beso para ti, mariel, de parte mía y de silver y duna y de este hospital...dales un beso inmenso a tus tres perros, nuestros ángeles custodios, los más bondadosos y compasivos...

Carmela dijo...

Es hermoso leeros, a pesar del fondo, Say, el murmullo del lejano mar se filtra entre vuestras palabras, el olor de la cálida ternura se hace hueco.
Mi abrazo

Say dijo...

es como tu mar de cádiz, Carmela, cuando desde tus fotos llega el murmullo, la profundidad, el agua, y se ven las estelas, el rastro, las pisadas perdidas por el fondo. haciéndonos mitigar la pena con la curiosidad del mar, con musgo, con piedras preciosas, con estrellas blancas, en tu Serie Bajo el agua...y la Serie Detalles concretos, que me gusta mucho, y todas tus fotos de Lenguaje del mar...como bálsamo y un poco de sosiego...

gracias Carmela, por tus palabras y por tu cariño siempre. un abrazo fuerte

PÁJARO DE CHINA dijo...


quien esté junto a silver y duna será salvado. la salvación será una vida intensa, como un acto de hipnosis o un salto sin red. cierro los ojos y te siento sentir, sopla la brisa nocturna en la cocina de la casa. quiero que estés bien, en calma. sé cuánto nos cuesta la serenidad. te abrazo para que nos demos paz.

Say dijo...

nos entienden, auxilian y salvan. criaturas que existen más allá del éxtasis, más allá de una categoría humana y roza contra el terrorismo social, en este mundo que no tolera la inadaptación, la desviación, la anormalidad. después de los hospitales, el hilo de mi vida se ha acelerado entrecortadamente, una desesperanza rotunda y fría como el universo...estas noches con su polvo blanco, siento la brisa nocturna en la cocina de la casa...anocheceres inolvidablemente rojizos....

estar bien, en calma, no deseo otra cosa que esa paz, ese descanso...

querida mariel, deseo para ti, para todas nosotras, un buen año, lleno de calma, poco a poco alcanzar la serenidad que tanto nos cuesta,

me hace feliz seguir disfrutando de tu creatividad, poesía, tus textos en shangrila...

Carmela dijo...

Espero que estés bien, Say.
Un abrazo.

Say dijo...

hola Carmela, me produce delicadeza y agradecimiento verte por la casa dorada, últimamente tan deshecha, atormentada y perdida. gracias Carmela,

¿sabes? esta noche he soñado con mi casa del sur donde viví e iba de vacaciones cuando era niña.

recuerdo que estaba en el patio, llevaba mi sudadera con capucha casi tapándome la cara muy pequeña. entré. y encontré a mi madre "hace frío, ven". “tengo el bizcocho de azúcar que tanto te gusta”. recuerdo, sentadas a lo largo del banco de la cocina, ver el árbol de abedul y la higuera. mi madre con una gran taza de té en ebullición sacada de la estufa. las dos allí, sin decir nada.

¿por qué lloro cada vez? quisiera tener algún cielo sólido y constante siempre dispuesto y siempre con la esperanza de que el sol saldrá por la mañana y la luna volverá a salir por la noche...

un abrazo Carmela, también para el ser maravilloso, generoso y bondadoso que te acompaña en esta foto preciosa de tu perfíl

pájaro de china dijo...


teniéndote presente cada día. extrañándote. abrazo-bufanda, abrazo-crisálida, abrazo de reconocimiento de sí mismo en el otro.

Say dijo...

mientras caminaba por mi cuarto escucho la música. vengo de shangrila, mariel. cada vez sigue dándome esa sensación de luz que siento cuando reconozco tu escritura. me encanta la edición de los videos. gracias por lo que haces. y para nuestros corazones. esta fusión de la desazón, la incertidumbre, donde se produce la innovación y la supervivencia. un abrazo mi querida mariel. te tengo presente cada día.